Sin categoría

Trabajar frente al ordenador

Muchos de los trabajadores pasamos gran parte de nuestra jornada laboral sentados frente al ordenador y si esta postura no la adoptamos bien, o no nos levantamos de vez en cuando para mover las piernas; puede tener consecuencias graves para nuestra salud.

El puesto de trabajo debe estar diseñado de manera que el trabajador pueda alternas posturas de pie y sentado. Si la actividad laboral impide esto conviene recordar que es preferible mantener una postura sentada ya que permanecer mucho tiempo de pie provoca dolores de espalda, inflamación de piernas, problemas de circulación y cansancio muscular.

Posturas incorrectas:

Algunas de las posturas incorrectas que podemos adoptar, son las siguientes:

  • Inclinación del fémur hacia abajo.
  • Presión en la zona glútea que produce dolor por pasar mucho tiempo sentado.
  • Posición forzada de la mano, es decir, excesiva flexión, con respecto a la posición del antebrazo.
  • Inclinación del tronco hacia la pantalla.
  • Inclinación excesiva de la cabeza y rotación de la misma, debido a la colocación inadecuada de la pantalla.

Consecuencias:

Las posiciones mal adoptadas pueden desembocar en las siguientes consecuencias, entre otras:

  • Puede provocar ciática por la presión de la silla, otros problemas en la zona pélvica, columna vertebral y zona lumbar.
  • Molestias en piernas y pies, como adormecimiento.
  • Dolores en articulaciones de muñecas y manos por mala posición del teclado o silla.
  • Calambres musculares en cuello y hombros.
  • Dolores de cabeza, irritación visual y cansancio.

Para corregir estas malas posturas se realiza la evaluación de riesgos y se adoptarán las medidas necesarias para cada puesto de trabajo.

En GZMprevención realizamos evaluaciones de riesgos y medidas preventivas y damos asesoramiento continuo de PRL.

Si quieren ampliar información nos pueden escribir a info@gzmprevencion.es o rellenar nuestro formulario de contacto.